Comisión Directiva
Períodos Presidenciales
Fundadores y Socios
Historia
Biog. de Melvin Jones
Presidente Internacional
Comité de Salud
Banco Ortopédico
Primero "LA VISTA"
Obras
Actividades
Reconocimientos
Galería Fotográfica
Club Leo "LOS KILMES"
Comité "DINAMITA"
Links

 

1984 - 2009

25 Años - Bodas de Plata

30 de Abril de 1984

Fecha de Fundación (Primera Jura)

 

11 de Mayo de 1984

Fecha de Carta Constitutiva

 

07 de Julio de 1984

Recepción de Carta Constitutiva

 

UN POCO DE HISTORIA…  por Juan Cambón y Lelio Martelli

Hola Lelio!!  Como andas?  Qué suerte que pudimos encontrarnos..!  Habrás recibido, como yo también, el mail de Darío que nos pedía que contemos un poco la historia de nuestro Club de Leones, que está a punto de cumplir los 25 años, para incluirlo en la página Web…   Vos y yo somos los únicos 2 Leones Fundadores que continúan en el Club, y los que conocemos todas las vicisitudes, luchas, esfuerzos y alegrías de este largo período.

Estuve pensando la manera de encararlo, y lo  que se me ocurrió es no hacer una historia “cronológica”,  de cada evento, cada logro, cada inconveniente que tuvimos, sino los hechos relevantes que nos han dejado en el alma nuestro paso por el Club en todos estos años. De todas formas, sería imposible detallarlos, porque, nada más que de reuniones, a una por semana, sin contar otra cosa, son 1.300!!!!  Calculá que sólo con eso tendríamos que ocupar varios volúmenes para contar todo.

Estoy tratando de ubicarme en el tiempo. Año 1984. Mi hijo mayor tenía 14 años. Hoy tiene 38 años y 2 hijos. Yo tenía más cabello, era negro, y no usaba lentes…   Me invitó el vecino Dardo Cabrera, a una reunión que no sabía bien para qué era. En uno de los saloncitos de la Iglesia San Jorge, que nos cedía el Padre Marko, nos juntábamos todas las semanas. Venía un León del Club de Florencio Varela El Cruce, que en este momento se me escapa el nombre, a contarnos qué era esto del Leonismo, a quien estaba dirigido, a quienes se ayudaba, cuáles eran los postulados, cómo era la organización internacional. Me parecía que la Institución era muy sólida. Muy formal, con buena base, transparente, un nivel de integrantes interesante, objetivos claros, éticos, con una estructura bien armada en todos sus niveles…

Había 2 integrantes de este heterogéneo grupo que ya habían pertenecido a un Club de Leones, y tenían más experiencia, los señores Rubén Ehrlich y Salvador Carriero. Y ahí fuimos empezando, a los tropezones y aprendiendo. Decidimos tomar el compromiso formal y enrolarnos en este Movimiento mundial, haciendo nuestro juramento Leonístico. Recuerdo con emoción ese momento. Lo tomé como el inicio de algo importante. Empezaron las tibias primeras obras… hasta que comenzó el trabajo fuerte. Como en toda obra que se inicia, se empieza con ahínco, con todas las ganas puestas en el objetivo. Venían las propuestas, se consideraban en el seno de la reunión, se aprobaba o no, y se designaban los responsables de llevarla adelante.

Un pantallazo de las obras importantes? La inauguración de la Biblioteca Ricardo Rojas, en el predio cedido en comodato por 10 años por la Sociedad de Fomento La Florida,(gracias también a la “polenta” del ex León Dr. Luis Raffa, hoy fallecido) a cuya inauguración vino el Intendente Vides (vos eras Presidente, Lelio, te acordás?), el Gobernador del Distrito Leonístico, el León Juan Carlos Cid y un montón de autoridades. Creo que por esta obra recibimos el Premio Leonístico Mención de Plata de ese año.

Me acuerdo de la primer rifa importante de la que hicimos sólo 100 números, en la que se sorteaba una casa (propiedad del León Armando Azario). El día del sorteo, en una cena, ante escribano, en el antiguo salón de actos del Colegio San José, la enorme alegría del que se sacó el primer premio, que creo que fue el único de los 100 que no tenía casa propia y pagó su número con gran esfuerzo.

Los innumerables eventos para captación de fondos, cenas, shows, bingos, y la ya tradicional rifa anual de un automóvil 0 km. que se había hecho tradicional en nuestra Localidad de La Florida, hasta la última, en la que  -por motivos de la hiperinflación-  si no nos quedaba el primer premio sin vender, teníamos que poner plata para poder comprar el auto, ya que con lo recaudado no alcanzábamos a pagar los premios.

¡Cómo empujaba Armando Azario para que compráramos algo donde tener nuestra sede!  Hasta que salió la posibilidad de comprar 2 lotes en la calle 878  esq. 845. Empezamos a hacer los proyectos, a estimularnos, y al poco tiempo vino el ofrecimiento de los otros 3 lotes lindantes. Un desafío importante, pero lo encaramos, y pudimos!  Vuelta a cambiar los proyectos…!  Cuando hicimos el primer saloncito, la secretaría y los baños (obra que siguió de cerca como perro de presa el ex León José Tondi) el esfuerzo fue enorme, pero pudimos!  Pero después fue también el trabajo de relleno, porque los terrenos eran un poco bajos. Metimos más de 150 camiones de tierra para levantarlos!! Hicimos la cancha de fútbol (donde ahora está la cancha de paddle) y nos aseguraba un ingreso para el mantenimiento. Empezamos a estudiar la posibilidad de hacer un Salón de Usos Múltiples. Hubo varias opciones, todas muy caras, hasta  que, despacito, empezamos a hacer las bases de una estructura que le compramos a un precio ínfimo al Sr. Bayo, fuimos levantando algunas paredes, mientras yo pensaba… y bueno, aunque sea mis hijos algún día lo verán techado y terminado…  Nunca pensé que podríamos hacerlo…  y pudimos!

También recuerdo obras de servicio puntuales, que me pegaron fuerte, como aquella en que un grupo de vecinos vino a preguntar cuánto le cobraríamos por alquilar un salón donde hacer un bingo, a beneficio de un chico que necesitaba unas valvas ortopédicas. No sólo no le cobramos nada, sino que nos pusimos a trabajar junto a ellos y le conseguimos las valvas.

O aquella otra nena, que tenía una enfermedad que no recuerdo su nombre, que se le desgranaban los huesitos, por lo que tenía que tomar permanentemente una medicación importada de EE.UU., y se le quemó la casa, con una reserva de medicamentos para 6 meses!!!  Fuimos con el León Orlando  -Lalo-  Martín, a Ezeiza. Pudimos hablar con un tripulante de una compañía aérea, le explicamos la situación, le dimos dinero, y a los pocos días teníamos los medicamentos para poder sortear la urgencia.

También creo que estará agradecida aquella nena muy, muy humilde, que tenía cicatrices importantes en buena parte de su cuerpo, originadas en el incendio de las ropas que llevaba puestas, y necesitaba unas prendas especiales hechas a medida, con protección de siliconas, para evitar la deformación de su cuerpo, que fueron  conseguidas por nuestro Club.

¡Cómo no recordar el agradecimiento de tanta gente por las sillas de ruedas, camas ortopédicas, anteojos, ayudas de todo tipo…!  Estas cosas te dejan un sello imborrable!  Somos una Institución de Servicio, y si las enumeráramos sería una lista larguísima.

También hay momentos de tristeza, como cuando los Leones se retiran, por desencuentros, falta de tiempo, problemas económicos, traslados o  por distintos motivos, como los que partieron en un viaje sin regreso, como los leones Luis Raffa, Armando Azario, Orlando Martín, Rubén Borla, Roque Piperis, Juan Carlos Rayib, Federico Milocco, Carlos Arines, y no sé si me olvido de algún otro.

Tampoco podemos olvidar a las que estuvieron a nuestro lado…: las Damas Leonas (hoy Leones) que lucharon incansablemente, no sólo junto sino adelante nuestro, en innumerables eventos, como Desfile de Modas, Bingos, Elecciones de la Reina La Florida, pesquisamiento visual a miles de alumnos de todos los colegios de la zona, ayuda a Caritas, entrega de alimentos a comedores, etc. etc. etc.  Para mi es también motivo de satisfacción la formación que se impartió desde el Club a los Leos, en sus distintas etapas, ayudando a formar a jóvenes con valores que le servirán durante toda su vida, y dándoles un espacio físico en nuestro Club como lugar de contención.

Bueno Lelio, no podríamos extendernos mucho mas. Como conclusión de estos 25 importantes años que formamos parte de este Club de Leones La Florida, y que le entregamos buena parte de nuestra vida, nuestros recursos y nuestro descanso, creo que el balance es positivo. Para la comunidad, porque le dejamos una Institución sólida, con una actividad permanente y una presencia destacada y de jerarquía en la zona.  Para nosotros, porque hemos crecido como seres humanos, al tener la satisfacción de haber ayudado en muchas cosas a nuestros semejantes, y hemos cosechado buenos amigos, como vos Lelio.  Hasta pronto!  Juan.

 

 
   

PÁGINA PRINCIPAL

     

Club de Leones Quilmes-Villa La Florida

Calle 878 Nº 4485 Villa La Florida

(B1855CQC) Quilmes Oeste

    TELEFONO:  54+11+4200-7107  /  e-mail: leonesdelaflorida@hotmail.com